Tips Informativos Agosto 2008

¿Los clásicos emparedados de mantequilla de maní/cacahuate y jalea han sido eliminados de su mesa? Piense en otro tipo de mantequilla.

Nada es más común en las loncheras de los niños que los emparedados de mantequilla de maní/cacahuate y jalea.

Pero conforme las escuelas eliminan este elemento básico de las refacciones escolares por causa de las alergias al maní/cacahuate, es cada vez más difícil enviarlo a nuestros hijos.

Los expertos en nutrición del Centro de Medicina UT Southwestern dicen que los padres no necesitan comenzar a buscar jamones.

“Las mantequillas producidas de otras nueces o semillas son una alternativa nutritiva a la mantequilla de maní/cacahuate,” indica Joyce Barnett, una nutricionista clínica registrada de UT Southwestern.

Ella recomienda que los padres den una probadita a las siguientes mantequillas. 

  • Mantequilla de almendra —  Esta mantequilla de nueces es alta en proteínas y es una buena fuente de potasio.  Las investigaciones han demostrado que las almendras, que son nueces de árboles, pueden ayudar a reducir el riesgo de enfermedades cardiacas al mismo tiempo que niveles altos de colesterol.
  • Mantequilla de soya — Se saca de la soya y en general tiene tanta fibra como la mantequilla de maní/cacahuate. No tiene maní/cacahuate ni nueces de árboles, pero los niños que padecen de alergias a la soya deben evitarla.
  • Mantequilla de semilla de girasol — Otro producto creado para niños con alergia al maní/cacahuate, la mantequilla de semilla de girasol está libre de maní/cacahuate y nueces. Una porción equivalente a dos cucharadas tiene más de un tercio de los requerimientos diarios de magnesio y vitamina E que necesitan los niños.

Visite la página http://www.utsouthwestern.org/nutrition para aprender más acerca de los servicios clínicos de nutrición en UT Southwestern.

Contacto de Medios: Kristen Holland Shear


La compra de zapatos apropiados ayuda a los pies jóvenes a seguir el camino de la salud


Padres e hijos se preparan para un nuevo año escolar y los ortopedistas del Centro Médico de UT Southwestern tienen algunas sugerencias para calzar a los más jóvenes.

El desgaste en el área frontal de los dedos o las costuras del calzado es una señal de que es tiempo de comprar nuevos zapatos. Otras señales incluyen el uso excesivo de la suela media y el talón, indica el cirujano ortopédico de UT Southwestern, Dr. Michael VanPelt.

Los pies de la mayoría no son exactamente del mismo tamaño, así es que un zapato nuevo puede sentirse distinto de su par, pero ninguno de los dos debe sentirse apretado, dice el Dr. VanPelt. Mida ambos pies y asegúrese que los zapatos calcen bien en el pie más grande. Una buena regla al ir de compras es permitir cuando menos el ancho de un dedo de ancho desde la punta del dedo más largo a la punta del zapato para permitir que haya espacio para que los pies crezcan.

“Un par de zapatos que no estén bien ajustados pueden ocasionar problemas en el desarrollo de los pies y llevar a dolor de piernas o espalda debido a la mala postura,” indica el Dr. VanPelt.

También, es mejor comprar zapatos en la tarde o la noche, pues los pies se hinchan naturalmente durante el día.

Para niños, evite los zapatos destalonados, o calzado con tacón, pues estos tienen mayor potencial de ocasionar lesiones y pueden evitar el desarrollo adecuado de los pies. Busque suelas que brinden buena tracción y zapatos con un buen apoyo en el arco.

Visite http://www.utsouthwestern.org/orthopaedics para aprender más acerca de los servicios clínicos de ortopedia de UT Southwestern.

Contacto de Medios: Russell Rian


Pasos sencillos que pueden lograr que los viajes sean más fáciles y seguros para las viajeras embarazadas

Los viajes pueden representar un desafío para las mujeres embarazadas, pero para aquellas que gocen de buena salud, a continuación se presentan algunas recomendaciones que pueden ayudar a que el traslado de un punto al otro sea más fácil.

“Debido a los cambios que se experimentan durante el embarazo, las mujeres enfrentan un mayor riesgo de desarrollar trombosis intravenosa o coágulos de sangre en las piernas. El riesgo es mayor si se tienen largos períodos de inactividad y deshidratación, lo cual es probable durante viajes prolongados,” dice el Dr. Robyn Horsager-Boehrer, un obstetra que trabaja para el Centro Médico de UT Southwestern. “Recomiendo que las mujeres se muevan cada cierto tiempo, un par de horas por ejemplo; aún si sólo mueven los pies y las piernas hacia adelante y hacia atrás mientras permanecen sentadas.”

Otras recomendaciones del Dr. Horsager-Boehrer:

Al viajar en vehículos automotores:

  • Utilice el cincho de la cintura y el de la espalda. El cincho de la cintura debe ir debajo del bulto del bebé.
  •  Mantenga las bolsas de aire encendidas. Entre más segura esté usted, más seguro está su bebé.
  • Deténgase con frecuencia para caminar, para mantener la circulación de sangre en sus piernas.
  • No viaje más de cinco a seis horas cada día.

Al viajar al extranjero:

  • Verifique si habrá servicios de salud disponibles a bordo o en los puntos de destino.
  • Verifique si necesitará vacunas y si dichas vacunas son recomendables para mujeres embarazadas.
  • Obtenga una copia de sus registros pre-natales de su obstetra y llévelos durante su viaje en caso que necesite atención médica en otra parte.

Al viajar por avión:

  • Verifique con su proveedor de servicios de salud y con la aerolínea en cuanto a restricciones.  La mayoría de líneas aéreas permiten viajar a mujeres embarazadas hasta su octavo mes y durante el noveno mes con un permiso especial de su médico.
  • Camine ocasionalmente por el pasillo. Piense en tomar un asiento de pasillo para poder estirar las piernas al estar sentado.
  • Piense en usar medias con soporte, especialmente durante vuelos largos.

Visite la página http://www.utsouthwestern.org/obgyn para aprender más acerca de los servicios clínicos de ginecología y obstetricia de UT Southwestern

Contacto de Medios: Aline McKenzie


La pérdida del peso adicional le lleva al corazón del asunto

Recientes estudios médicos han encontrado la relación entre la grasa abdominal y un mayor riesgo de enfermedades cardiovasculares. Es difícil eliminar específicamente la grasa abdominal, por lo que cualquiera que busque eliminar las libras de más que se ubiquen alrededor del abdomen, debe intentar tener una pérdida general de peso, según los médicos del Centro Médico de UT Southwestern.

“Un concepto clave para la pérdida de peso es asegurar que queme más de lo que coma, con lo que el total de calorías al final del día será negativo,” indica el cardiólogo de UT Southwestern Dr. Amit Khera. “La reducción en el tamaño de las porciones, leer las etiquetas de los alimentos y hacer elecciones inteligentes en cuanto a la comida pueden ayudarle a perder peso.”

Visite la página http://www.utsouthwestern.org/heartlungvascular  para aprender más acerca de los servicios clínicos de corazón, pulmones y vasculares de UT Southwestern.

Contacto de Medios: Katherine Morales

###

Esta publicación informativa está disponible en nuestra página en World Wide Web en
http://www8.utsouthwestern.edu/home/news/index.html


Share: